Google+ Followers

3 de noviembre de 2015

PAELLA DE AGUJA, ESPINACAS Y AJOS


En este blog ya hablamos, allá por el 2010, de la aguja del Mediterráneo (belone belone gracilis), pez que recibe tal nombre por la forma que tiene su boca. Normalmente suelen verse por los mercados a finales del verano o principio del otoño y su dieta está basada en pequeños crustáceos, cefalópodos o pescados. Antiguamente la servían frita o asada como aperitivo en los bares pero hoy, ha desaparecido prácticamente de entre las cartas de los mismos.

Como ya habéis visto en este blog como prepararlas fritas o asadas, hoy veremos una paella utilizando este pescado junto a un manojo de espinacas y ajos. Sin duda un arroz bien barato.

Vamos allá. Como siempre, para 4 personas:

8 agujas (las mías tenían unos 25 ó 30 cm)
350 g de arroz
½ kg de espinacas
3 calamares medianos
1.5 litros de caldo de pescado
Azafrán
1 cucharadita de pimentón dulce
1 cabeza de ajos
1 tomate maduro
Aceite de oliva
Sal

Limpiar el calamar, cortarlo en rodajas y salar. Destripar agujas y salar también. Pelar y picar el tomate. Hacer un corte en cada diente de ajo pero no perlarlos, Calentamos aceite en la paella y sofreímos ligeramente las agujas. Reservar. En el mismo aceite sofreímos el calamar y los ajos. A continuación echamos el tomate y finalmente las espinacas. Una vez todo sofrito, añadimos el arroz y el pimentón, le damos unas vueltas y regamos con el caldo hirviendo. Echamos colorante, o mejor azafrán, rectificamos de sal y dejamos cocer 10 minutos a fuego fuerte. Colocamos las agujas que habíamos reservado, bajamos el fuego y cocemos 7 minutos más hasta que se seque el caldo. Apagar y dejar reposar 5 minutos.

1 comentario:

Oti dijo...

Hola Kiko, he entrado varias veces en tu blog desde que empezaste a publicarlo y no he podido resistirme a escribirte para felicitarte por él. Creo que es lo mínimo para que sepas que es fantástico y que cada vez que lo veo me da hambre.... Ja,ja,..eso es buena señal... Todas las recetas son geniales hasta las más sencillas.
Vivo en Alicante y algunas las he comido en excursiones por la provincia,y otras no, pero ya te he "copiado" varias para hacerlas en casa y siempre salen espectaculares.
Gracias por compartirlas.